Inicio Aragón PP y Cs no descartan privatizar el bachillerato en Aragón

PP y Cs no descartan privatizar el bachillerato en Aragón

Los grupos de izquierda han impuesto su mayoría para respaldar la iniciativa en apoyo a la educación pública presentada por el diputado de Podemos Carlos Gamarra

0
Los diputados de Podemos, Carlos Gamarra y Erika Sanz

El respaldo a la escuela pública y sus profesionales con la intención de «garantizar la igualdad de oportunidades» ha sido uno de los asuntos que han centrado la última reunión de la Comisión de Educación, Cultura y Deporte de esta IX Legislatura, celebrada esta mañana. El texto de Podemos ha salido adelante con los apoyos de PSOE y Grupo Mixto y la abstención del PAR.

El diputado Carlos Gamarra ha recabado los apoyos de PSOE y Grupo Mixto para sacar adelante una proposición no de ley que respalda a la escuela pública y sus profesionales con la finalidad de “garantizar la igualdad de oportunidades de todas y todos los aragoneses” mediante el compromiso de aportar los recursos necesarios.  La acción declarativa muestra también su rechazo a medidas como la eliminación de las zonas educativas y el pago con fondos públicos del Bachillerato privado, “que pretenden perjudicar y desmantelar la escuela pública para beneficiar con dinero público intereses particulares del negocio de la enseñanza”. El diputado de Podemos ha leído el punto 72 del acuerdo de investidura entre PP y Ciudadanos en Andalucía, que dice «habilitaremos progresivamente la implantación del bachillerato concertado», frase también recogida en el punto número 15 del acuerdo PP-Vox en Andalucía.

Fruteria online

Además, también se muestran en contra de financiar con dinero público a los centros privados “que no admiten, segregan, separan y diferencian la educación en función del sexo del alumnado”. El PAR se ha abstenido y PP y Ciudadanos han votado en contra.

Gamarra ha criticado la acción “de bloqueo” de PP y Ciudadanos para la reforma de la Lomce en el Congreso y ha mostrado su preocupación por las iniciativas de gobiernos como los de la Comunidad de Madrid, Murcia y ahora Andalucía que resultan “lesivas” para la enseñanza pública.

La popular María José Ferrando ha presentado una enmienda que fundía los dos primeros puntos en uno solo y eliminaba el tercero y cuarto y ha atribuido a la iniciativa una “voluntad sectaria y de permanente confrontación” que “no servirá para arreglar nada”. Además, ha refrendado su defensa de la inclusión de la concertada en la educación pública por recibir fondos públicos.

Por su parte, la socialista Margarita Périz ha mostrado “su compromiso” con la educación pública aragonesa y ha argumentado su apoyo a la iniciativa de Podemos “porque una discriminación positiva no implica el rechazo a otras opciones si parte de unas condiciones inferiores”. También se ha reafirmado en la existencia de las zonas educativas, “base para la planificación” y ha destacado “los avances sociales” en esta materia durante la presente legislatura.

“Cada uno con su matraca”, ha comenzado la aragonesista María Herrero, quien ha entendido que, en realidad, el propósito de la iniciativa es mostrar el “rechazo a la concertada”, “el caballo de batalla de Podemos en esta legislatura”. Además, se ha mostrado partidaria de apostar por una educación dirigida al conjunto de la población y de concertar el bachillerato si la oferta pública no cubre toda la demanda y ha pedido la votación por separado así como una aclaración del último punto.

Para Susana Gaspar (Ciudadanos), la labor de Podemos ha consistido en “generar crispación y enfrentamiento y tratar de acabar con los conciertos” y lo ha responsabilizado por la falta de presupuestos para resolver problemas como los de los barracones. También ha asegurado que los puntos tercero y cuarto de la iniciativa faltan a la verdad porque el pacto educativo firmado por su formación en Andalucía “defiende una educación pública que no deje tirado a nadie”, por lo que también ha solicitado la votación por separado.

Por último, el diputado del Grupo Mixto y de CHA Gregorio Briz ha entendido que la iniciativa “podría ser el testamento vital de Gamarra y Podemos” durante la presente legislatura por su defensa de la enseñanza pública, a la que se ha sumado, y ha alertado de que el verdadero caballo de batalla es la Lomce, que, en su opinión, ha resultado ser “el ácido sulfúrico de la igualdad de oportunidades”, ha calificado.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here